GUAYMAS, SONORA.- Con 757 elementos de las divisiones de seguridad regional, fuerzas federales y Gendarmería, la Policía Federal reforzó la vigilancia en Sonora para trabajar por la paz y la seguridad de la ciudadanía y prevenir accidentes carreteros.

El comisario de la coordinación estatal de la Policía Federal en Sonora, José Chapa Farías, apuntó que implementarán dinámicas y operativos para pacificar la entidad y evitar los accidentes en la carretera que mayormente son causados por el exceso de velocidad.

Subrayó que desde el primer minuto del 12 de abril, los elementos federales arrancaron el operativo de Semana Santa en las carreteras, conservando su presencia también en algunas ciudades.

“La Policía Federal trabaja por la paz y la seguridad de la sociedad, estaremos en nuestra jurisdicción implementando todas las dinámicas operativas y todos lo que tengamos que hacer para procurar y la tranquilidad y seguridad de los ciudadanos”, destacó.

El robo de combustible que había en las tomas que salen desde la terminal marítima de Petróleos Mexicanos, en Guaymas, a Ciudad Obregón y Hermosillo, aseguró, fue resuelto tras los operativos de seguridad que se implementaron.

En febrero del año en curso, a la región Guaymas-Empalme, llegaron cerca de 100 elementos federales de la división de fuerzas federales y gendarmería para reforzar la seguridad tras los ataques armados registrados en zonas céntricas de ambos municipios y ante la vista de decenas de personas, entre niños, jóvenes y adultos.

El secretario de Seguridad Pública en el Estado, David Anaya Cooley, apuntó que está en pláticas con autoridades para implementar el operativo Tetabiate en Guaymas, mientras que en Empalme ya está en marcha.

“El estado de fuerza hay que incrementarlo en las policías municipales, nosotros hemos estado apoyando en lo que corresponde en algunos de los municipios con unidades para fortalecer el estado de fuerza”, subrayó.

Llaman a tener cuidado en playas
Un llamado a tener cuidado y vigilancia con los menores en la playa, realizó la Secretaría de Salud en el Estado para estas vacaciones de Semana Santa, debido a que son propensos a picaduras de aguamala o mantarraya y accidentes.

Norberto Gómez Rivera, jefe de Urgencias del Hospital Infantil del Estado de Sonora (HIES), recomendó llevar un botiquín, hacer caso de los avisos de precaución de las autoridades y ubicar los puestos de socorro.

En caso de presentarse un caso por picadura de aguamala, el especialista del HIES subrayó que primeramente los familiares deben evitar poner alcohol en la herida, ya que éste causa que se eleve la toxina en el organismo.

“Lo que se debe realizar es lavar la picadura con agua, de preferencia embotellada, y de ser posible, limpiar con vinagre de caña la zona, el cual ayuda a minimizar el dolor y neutralizar la toxina del veneno”, indicó Gómez Rivera.

Leave a Reply

Your email address will not be published.