Acapulco, Guerrero, 10 de octubre de 2018. Guerrero es el estado en donde menos se protegen los derechos fundamentales y con la más alta presencia de corrupción, de acuerdo con el Índice de Estado de Derecho en México 2018 de la organización Proyecto de Justicia Mundial (WJP por sus siglas en inglés).

 

 

 

 

Además es el estado donde menos sirven en la práctica los pesos y contrapesos institucionales para limitar las acciones de quienes gobiernan. También tiene los peores sistemas de justicia civil y penal en todo el país.

Por estos indicadores y otros Guerrero ocupa el último lugar en el índice mencionado.

Ayer fue presentado en la Ciudad de México el Índice de Estado de Derecho en México 2018, reporte de la organización internacional creada en 2008, “para avanzar el Estado de derecho en el mundo.”

En la página web de la organización se informa que es el primer índice subnacional que realiza, el cual replica la metodología del que hace a nivel mundial donde México ocupó el lugar 92 de 113 países en 2017.

En este informe se presentan datos de 25 mil 600 encuestas a la población y mil 500 dirigidas a abogados y expertos en derecho penal, derecho civil, derecho laboral y salud pública, además de información generada por otras instituciones como el Instituto Nacional de Estadística y  Geografía (Inegi) y sus diversas encuestas.

Los indicadores están organizados en 42 sub-factores y ocho factores que resumen distintas manifestaciones del Estado de derecho de cada entidad federativa: límites al poder gubernamental, ausencia de corrupción, gobierno abierto, derechos fundamentales, orden y seguridad, cumplimiento regulatorio, justicia civil y justicia penal.

De manera global Guerrero ocupa el último lugar entre las 32 entidades federativas debido a que tiene un puntaje general de 0.29, siendo 1 el que indica el mayor respeto al Estado de derecho. El promedio nacional es de 0.39 y el puntaje más alto lo obtuvo Yucatán con 0.45 puntos.

El WJP explica que el factor Límites al poder gubernamental mide si el poder Legislativo local, los organismos de fiscalización y control, la sociedad civil, los partidos políticos y la prensa son un “contrapeso eficaz” del gobierno estatal, además de medir si los funcionarios públicos son sancionados si violan la ley y si las elecciones son “libres, limpias y transparentes”.

En este rubro Guerrero obtuvo el último lugar por tener un puntaje de 0.28 mientras que el promedio fue de 0.41 y Nuevo León obtuvo el primer lugar con 0.48.

De la Ausencia de corrupción por parte de los funcionarios públicos, el estado ocupa el penúltimo lugar con 0.28 de puntaje, sólo por arriba de la Ciudad de México que tuvo 0.27. El promedio nacional es de 0.35 y Querétaro es primer lugar con un puntaje de 0.42.

En cuanto al gobierno abierto que mide la participación activa de los ciudadanos en la toma de decisiones y el acceso efectivo a la información, Guerrero obtuvo su mejor resultado al colocarse en el lugar 20 con un puntaje de 0.37, cercano al 0.38 que fue el promedio nacional. El último lugar lo ocupa Querétaro con 0.27 y el primero la Ciudad de México con 0.51.

El siguiente rubro es el de Derechos fundamentales en el que se mide si hay trato igualitario y no discriminatorio, libertad religiosa, de asamblea, derecho a la privacidad, debido proceso legal y derechos laborales. Guerrero obtuvo el último lugar por un puntaje de 0.35. La diferencia entre el estado y el resto es mayor que en los otros aspectos medidos. El promedio nacional es de 0.49 y Aguascalientes se encuentra hasta arriba con 0.56.

El factor Orden y seguridad incluye los homicidios por cada 100 mil habitantes, delitos y la percepción de seguridad. Nuevamente Guerrero es último lugar con 0.19 de puntaje mientras que el promedio fue de 0.40 y Yucatán encabeza la lista con 0.77.

En Cumplimiento regulatorio se incluye si las empresas cumplen la normatividad y si son sancionadas cuando no es así, la corrupción, resolución y debido proceso en procedimientos administrativos y también si el gobierno no expropia ilegalmente y sin otorgar una compensación adecuada. Guerrero deja el último lugar para llegar al 28 con un puntaje de 0.29. El promedio nacional es de 0.36 y Baja California está en primer lugar con 0.49.

Respecto a la Justicia civil la investigación mide si las personas conocen sus derechos, tienen acceso a la información y confían en las instituciones del sistema de justicia civil, además si éste es imparcial, independiente, libre de corrupción, garantiza un proceso de calidad y es expedito. También se toma en cuenta si las resoluciones se ejecutan efectivamente y si los mecanismos alternativos de solución de controversias son “accesibles, imparciales y expeditos”. Guerrero es último lugar con 0.28 de puntaje, el promedio es de 0.36 y Baja California es el mejor estado con 0.46.

El último factor es el de la Justicia penal en el que se evalúa si la policía y el Ministerio Público investigan los delitos de manera eficaz, los sistemas de procuración y de impartición de justicia son expeditos y eficaces, se garantizan los derechos de las víctimas, el debido proceso es efectivo y el sistema penitenciario garantiza la seguridad y el respeto a los derechos de los presos. Guerrero es último lugar con 0.30 puntos, el promedio nacional es de 0.38 y Querétaro encabeza la lista con 0.46.

WJP especifica que a pesar de que la distancia el primer y último lugar es relativamente corta, “un vistazo más cercano a los indicadores muestra diferencias que son el reflejo de distintas realidades, retos y éxitos de política pública, los cuales deben ser analizados a fin de identificar factores contextuales, experiencias, fracasos, innovaciones y posibles áreas de acción”.

Texto: Ramón Gracida Gómez

SOURCE: El Sur de Acapulco

Leave a Reply

Your email address will not be published.