El proyecto de Morena, del que este diario tiene copia, fija jornadas laborales de lunes a sábado para los empleados de confianza y anula pensiones y apoyos a expresidentes.

Los Pinos “migran” hacia Chapultepec

 

 

 

 

Para reglamentar los 50 lineamientos para combatir la corrupción y aplicar una política de austeridad republicana planteados por el presidente electo, Andrés Manuel López Obrador, Morena, en la Cámara de Diputados, presentará la iniciativa de Ley Federal de Austeridad, en la que se establece la reducción de sueldos y prestaciones a funcionarios públicos, jornadas laborales de lunes a sábado para empleados de confianza y anula pensiones y todos los apoyos para expresidentes de la República.

También elimina el uso habitacional de la Residencia Oficial de Los Pinos para integrarla al complejo del Bosque de Chapultepec y convertirlo en espacio público para ser utilizado como centro de arte y cultura.

Para los expresidentes de la República cancela cualquier otro tipo de pensión creada para su beneficio, así como la asignación de servidores públicos, personal civil o de las Fuerzas Armadas a su servicio, “cuyos costos sean cubiertos con recursos del Estado”, además de bienes muebles o inmuebles que estén a su disposición y formen parte del patrimonio federal.

En la propuesta, cuya copia tiene Excélsior, se prohíbe a funcionarios “cerrar calles, detener el tráfico, no respetar los semáforos o estacionarse en lugares prohibidos” y los mandata a “brindar en todo momento un trato expedito, digno, respetuoso y amable a los ciudadanos que requieran sus servicios”, asimismo, les prohíbe recibir pagos, regalos, dádivas, viajes o servicios que beneficie a su persona o sus familiares hasta el cuarto grado por consanguinidad o afinidad.

También precisa que los poderes Legislativo y Judicial, así como los órganos constitucionales autónomos, serán sujetos a las nuevas normativas de austeridad que limita a tres asesores por dependencia, cancela plazas con nivel de “Dirección General Adjunta”, creadas desde 2001, y prohíbe la contratación de servicios de consultorías, asesorías y despachos externos.

Además, se limita la contratación de personal por honorarios, la cual no podrá ser mayor al 10% del gasto destinado al personal de estructura de los entes públicos, limita la asignación de chofer exclusivamente a los secretarios y subsecretarios y acota que los representantes gremiales en las organizaciones de empleadores y sindicatos ocuparán cargos honoríficos, por lo que no recibirán remuneración.

La propuesta instaura la centralización de Comunicación Social e Informática y Tecnologías de la Información en la oficina de la Presidencia de la República; la defensa y protección de los derechos humanos, en la Secretaría de Gobernación; política y normatividad en materia de ingresos, en el Servicio de Administración Tributaria (SAT); así como compras públicas y contrataciones, en la Secretaría de Hacienda, entre otras.

En este sentido, agrega que las dependencias y entidades de la Administración Pública Federal sólo podrán tener oficinas de representación en el extranjero con la autorización conjunta de la SHCP y de Relaciones Exteriores

SOURCE: Excelsior

Leave a Reply

Your email address will not be published.