El paso de armas desde Estados Unidos a México se focaliza en Tamaulipas y desde ahí llegan a Sonora y a otros quince estados, de acuerdo a reportes militares y ministeriales.

Reynosa y Nuevo Laredo, en los últimos tres sexenios, figuran como los principales puntos de tráfico de armamento, que fortalece el poder de los grupos criminales con fusiles de alto alcance y municiones antiblindaje.

De ahí el arsenal se transporta por tierra a por lo menos 16 estados: Sonora, Nuevo León, Coahuila, Chihuahua, Michoacán, Jalisco, Guanajuato, San Luis Potosí, Hidalgo, Puebla, Sinaloa, Guerrero, Veracruz, Durango, Tabasco y Quintana Roo, de acuerdo reportes militares y ministeriales.

En muchos casos el armamento llegó a esos destinos en camiones, entre materiales de construcción, frutas, productos importados, electrónicos, madera y llantas, en cajuelas de vehículos particulares y autobuses de pasajeros.

La Sedena ha asegurado en Tamaulipas 34 mil 346 armas desde 2000 a julio de 2018, principalmente fusiles AK-47 y R-15.

ASEGURAMIENTOS

EN SONORA

En los últimos cinco años, las fuerzas castrenses han asegurado en Sonora cerca de 7 mil armas de fuego, la mayoría de ellas largas.

La Sedena, a través de la Ley General de Transparencia y Acceso a la información Pública, dio a conocer que ha realizado más operaciones en Nogales, Plutarco Elías Calles y Caborca.

Aunque en menos porcentajes, sobresalen acciones en Bacerac, Divisaderos, Oquitoa, Rayón, Tepache, Huachinera y Ures, entre otros municipios.

SOURCE: El Imparcial

Leave a Reply

Your email address will not be published.