El incremento de hidrocarburos importados que son transportados por tren generó el interés de los huachicoleros y prendió la alerta de las autoridades.

Una red de huachicoleros que opera en la zona de Guanajuato, Querétaro y San Luis Potosí –que incluye a células del Cártel de Jalisco Nueva Generación– ha intentado en por lo menos cinco ocasiones, en 2018 y otras tres en 2017, ordeñar los carros tanque que transportan gasolina y diésel procedentes de Estados Unidos, alertaron fuentes del Ejército.

“Mientras otras personas roban granos, cemento, productos ferrosos o electrodomésticos, los huachicoleros están intentando ya este tipo de robo, de ordeña al carro tanque.

“Están generando la técnica para abrir los carros tanque y están llevando pipas a los atracos”, indicó un mando militar desplegado en Querétaro, de acuerdo con los testimonios de custodios contratados por las ferroviarias y policías estatales de ese estado y Guanajuato.

Sin embargo, en Veracruz ya se reportó el robo de combustible que es transportado en tren. “El último robo que se tiene registrado, y que así lo asume Ferrosur, es uno de diésel en la zona de Ciudad Mendoza, el 3 de abril”, confirmó el gobernador Miguel Ángel Yunes.

El mandatario estatal señaló a Roberto de los Santos “El Bukanas”, líder del grupo criminal Sangre Nueva Zeta, como uno de los que opera una red de huachicoleo en la frontera entre Puebla y Veracruz.

Leave a Reply

Your email address will not be published.