Ciudad de México.- La discusión sobre la donación automática de órganos está atorada en la Cámara de Diputados, a pesar de que existe un dictamen de primera lectura.

Además de la minuta aprobada el martes, desde febrero se firmó y presentó el dictamen de reformas a la Ley General de Salud para permitir la donación de órganos sin autorización de por medio.

Sin embargo, el voto en contra del diputado Roberto Guzmán Jacobo (Morena) ha detenido la discusión en San Lázaro y su llegada al Senado.

Encuentro Social, aliado de Morena en la elección presidencial de este año, tampoco está a favor de la reforma.

El dictamen se presentó en la sesión del miércoles, pero no se discutió, pese a que podría ser aprobado ya porque trae firmas de diputados del PRI, PAN, PRD y MC.

Fuentes del PAN indicaron que están esperando a que el PRI negocie con Morena el dictamen para que salga adelante en breve.

La reforma al artículo 324 plantea disponer que “Toda persona mayor de edad con capacidad jurídica, a quien se le haya diagnosticado la muerte, se presumirá donante de órganos, tejidos y células con fines terapéuticos, salvo que constare manifestación de su voluntad en contrario.

“La expresión afirmativa o negativa puede ser revocada en cualquier momento por el manifestante, pero no puede ser revocada por persona alguna después de su muerte. Las disposiciones reglamentarias determinarán el formato correspondiente para manifestar la negativa a donar órganos”, cita la propuesta.

En el siguiente artículo se precisa que el “consentimiento presunto” sólo aplicará para la donación de órganos y tejidos una vez que se confirme la pérdida de la vida del disponente.

“En el caso de la donación por consentimiento presunto, los órganos y tejidos sólo podrán extraerse cuando se requieran para fines de trasplantes.

En el artículo 326 se indica que el caso de menores de edad o personas que por cualquier circunstancia se encuentren impedidas para expresar su consentimiento libremente, deberá ser ratificado por la persona que ejerza la patria potestad o la tutela.

Además, la propuesta de reforma indica que los gastos en que se incurra con motivo de la extracción del órgano objeto de donación, forman parte de los gastos propios del trasplante y serán imputables al sistema de salud receptor.

Leave a Reply

Your email address will not be published.