eduardo_sanchez_hernandezCiudad de México.- Eduardo Sánchez, vocero de la Presidencia, aseguró que es absurdo vincular la campaña de 2012 del presidente Enrique Peña Nieto con las investigaciones del caso Odebrecht.

El diario O Globo publicó que Luis Alberto de Meneses Weyll, ex director de Odebrecht, reveló que le pagó 10 millones de dólares a Emilio Lozoya Austin para obtener un contrato de 115 millones de dólares.

Emilio Lozoya Austin era en ese tiempo parte de la campaña del candidato presidencial del PRI Enrique Peña Nieto.

El vocero de la Presidencia aseguró que vincular la campaña de Peña Nieto al caso Odebrecht sólo obedece a mala fe.

“En su oportunidad las autoridades competentes fiscalizaron los gastos de campaña del entonces candidatoEnrique Peña Nieto y resolvieron que los recursos que se obtuvieron y se ejercieron durante la campaña se llevaron a cabo conforme a la ley”, dijo.

Aseguró que las acusaciones en contra de la campaña de Peña Nieto no tienen sustento y que son puras especulaciones.

“(Son) pura especulación, sin un solo dato, sin una sola prueba y (..) porque les parece que hay una coincidencia en las fechas”.

“Me parece absolutamente irresponsable sugerir siquiera el tema cuando no se tiene una sola prueba, un solo indicio en la mano”, dijo.

Indicó que las investigaciones deben encontrar a los culpables, iniciarles un proceso y castigarlos.

“Pero de ahí a vincularlo a la campaña del presidente Enrique Peña Nieto me parece, insisto, que es no solamente absurdo, sino falso, y desde luego claramente de mala fe”.

Leave a Reply

Your email address will not be published.