Guillermo PadresLeón, Guanajuato (MR).- El dirigente nacional del PRI, Enrique Ochoa, afirmó que su partido impulsará que el ex Gobernador panista de Sonora, Guillermo Padrés, sea castigado con todo el peso de la ley por los actos de corrupción durante su Administración.

Abordado esta mañana antes de reunirse con militantes, señaló que el caso del ex Mandatario sonorense es un claro ejemplo de corrupción de gobiernos emanados del Partido Acción Nacional (PAN).

“Es un caso claro de corrupción y el priismo va a ser muy exigente en que se revise de manera muy puntual ese caso y se aplique todo el peso de la ley”, señaló.

La Fiscalía Anticorrupción de Sonora investiga la procedencia de 450 caballos pura sangre valuados en 100 millones de pesos, propiedad del ex Gobernador.

Según indagatorias, existe la presunción de que Padrés realizó operaciones con recursos de procedencia ilícita o lavado de dinero.

“Éste es un caso de corrupción panista que exactamente muestra los errores en los que han caído gobiernos panistas, faltándole a la confianza al pueblo de México”, afirmó Ochoa.

El líder tricolor llegó temprano a desayunar con el presidente de la Fundación Luis Donaldo Colosio en Guanajuato, José Luis Romero Hicks.

Dentro del círculo del partido se menciona a Romero Hicks, hermano del senador panista y ex Gobernador de Guanajuato Juan Carlos Romero Hicks, como uno de los aspirantes a la candidatura al Gobierno del Estado para el 2018.

Dentro de su gira por León, Ochoa se reunirá con 300 militantes del partido en un hotel de la ciudad, así como con directores de medios de comunicación.

Por la tarde sostendrá un encuentro con mil priistas.

El líder del PRI conocerá que en la entidad el partido se encuentra dividido y existen voces que claman por la salida del Diputado local Santiago García López como dirigente estatal tricolor.

Leave a Reply

Your email address will not be published.