Adrian espinozaHermosillo, Sonora 10 de agosto del 2016 (MR).-  La nueva presidencia del PAN Estatal en Sonora está manchada por la intervención del Comité Ejecutivo Nacional de ese partido.
Lo anterior lo aseguró Adrián Espinoza, ex candidato a la dirigencia del blanquiazul en Sonora, quien se atrevió a exhibir a las cúpulas de poder en Sonora.
“La democracia en el PAN Sonora no es una democracia es una ‘cupucracia’”, aseguró en rueda de prensa, luego de señalar que seguirá en su lucha y que la semana entrante iniciará una gira de agradecimiento por varios municipios de Sonora.
“Quedó claro que ganaron las cúpulas que ganó el CEN del PAN, desde antes estuvimos señalando la intervención en el proceso electoral y lo vimos hasta las últimas horas de la elección del pasado domingo”, detalló Adrián Espinoza.
El ex candidato aseguró que fue evidente la intervención de los alcaldes panistas, pues en todos los municipios que gobierna el blanquiazul ganó el candidato oficial (David Galván).
“Aun así estoy satisfecho por el trabajo que hicimos a nivel estatal, esta campaña nos permitió estar cerca de la gente, nos dimos cuenta de la pobreza que viven los militantes de Acción Nacional, incluso notamos que muchos de ellos viven en una gran miseria”, manifestó.
Luego de asegurar que no se va incorporar al Comité Directivo Estatal del PAN, detalló que unirá fuerzas con Ernesto Munro de cara al tema de elecciones de consejeros nacionales en octubre y noviembre entrante.
“Pero nuestra lucha no va parar el pasado domingo, vamos a exigir que se transparente el gasto de los diputados, ellos reciben una bolsa de 100 pesos mensuales para gasto social y no lo transparentan, vamos a revisar el caso de Guaymas donde la delegación en ese municipio está en los tribunales, también el caso de San Luis Río Colorado, donde el hermano del alcalde Enrique Reyna, es el director de Obras del Ayuntamiento, cayendo en un claro nepotismo”, sentenció.
Sobre los actos de violencia vividos en el pasado proceso electoral del PAN, exigió que se llegue a fondo, y aseguró que él no tuvo nada que ver en ese sentido.
Negó que vaya a emigrar a otro partido, al asegurar que Adrián Espinoza nació panista y se va morir siendo panista.
Sobre probables represiones de parte de su partido, anunció que no les tiene miedo, ni tampoco a las cúpulas, pues su temor es que la gente siga sufriendo el problema y el que Acción Nacional perdiera la confianza del ciudadano, quien dejó de votar por ese partido debido a los excesos y los errores.
Adrián Espinoza también habló sobre el ex gobernador de Sonora, Guillermo Padrés, dijo que hace tres meses que no platica con él, pero que sí se sintió su abandono durante el pasado proceso electoral.
 “A pesar de todo lo que les entregué, ellos (los padrecistas) prefirieron apoyar al candidato oficial (David Galván)”, concluyó.

Leave a Reply

Your email address will not be published.